Bicicleta: la importancia del uso del casco

Bienvenidos al segmento de Seguridad Vial del prestigioso Perito barilochense.

Como es de esperar, cuando se produce un choque entre un vehículo y una bicicleta, es el ciclista el que tiene más probabilidades de resultar herido. En este artículo, compartiré algunas sugerencias de seguridad para ciclistas y reglas de tránsito, desde cómo ajustarse adecuadamente el casco hasta conducir de manera defensiva y predecible. Descubra qué puede hacer para prevenir lesiones y muerte en bicicleta, y recuerde: Un gran porcentaje de choques se pueden evitar si los automovilistas y ciclistas siguen las reglas de tránsito y se cuidan unos a otros.


966 ciclistas muertos en accidentes de tránsito en el año 2021


En nuestra país ARGENTINA la conducción de bicicletas, se observa un muy bajo uso de cascos, tan solo el 8,3% de las/os ciclistas lo utilizan. Este porcentaje es levemente mayor entre los varones (8,9%) respecto de las mujeres (6,6%). De todas formas, cabe resaltar que la conducción de bicicletas en el país es asumida principalmente por varones (71%).

MiR

La urbanización y la densidad poblacional han aumentado de manera significativa en distintas ciudades del país y, con ello, ha incrementado el uso de automóviles, colectivos, motocicletas y otros modos de transporte motorizados como forma de desplazamiento.

En este contexto de aumento de la movilidad en bicicleta, se debe considerar que, para avanzar hacia una movilidad sustentable y segura, las ciudades requieren de una planificación urbana adecuada junto al desarrollo de políticas que complementen este enfoque. En materia de seguridad vial, los deberes y los comportamientos de los y las ciclistas deben ser claros. La regulación relacionada con el uso de la bicicleta debe definir claramente la responsabilidad de los y las ciclistas en la vía y también dar preferencia a la bicicleta en el entorno vial ante otros medios de movilidad.

BARILOCHE

Con la llegada del verano se observa el incremento en las rutas y avenidas de nuestra ciudad una mayor afluencia de ciclistas para desplazarse, hacer ejercicio o simplemente por diversión. Las iniciativas de seguridad para bicicletas se centran en fomentar decisiones más seguras por parte de ciclistas y conductores para ayudar a reducir las muertes y lesiones en nuestras rutas. Muchas ciudades de la región consideran que una bicicleta es un vehículo cuando se lo conduce en las calles, avenidas o rutas por lo que los ciclistas deben seguir las mismas reglas de tránsito que los automovilistas.

EL CASCO
¿Necesito uno? ¡¡Sí!!

El ciclista promedio y cuidadoso aún puede sufrir un accidente aproximadamente cada 7242 kilómetros. Las lesiones en la cabeza causan el 75% de las 700 muertes anuales en bicicletas.

Las investigaciones médicas muestran que los cascos para bicicleta reducen o previenen la mayoría de las lesiones en la cabeza de los ciclistas. Y su uso en nuestro país es obligatorio, “Ley Nacional de Tránsito 24.449” Art. 40 Bis. –

¿CÓMO FUNCIONA UN CASCO?

Un casco reduce la energía máxima de un impacto fuerte. Esto requiere una capa de espuma rígida para amortiguar el golpe. La mayoría de los cascos de la bicicleta utilizan poliestireno expandido (ESP) triturable, la espuma mas fresca para picnic. Funciona bien, pero al aplastarlo no se recupera. La espuma de polipropileno expandido (EPP) se recupera, pero es mucho menos común.

Recientemente aparecieron materiales de revestimiento plásticos plegables en los cascos Bontrager y se afirma que reducen la energía a nivel conmoción cerebral. También se afirma que una capa de plano deslizante MIPS hace eso. Las almohadillas de espuma esponjosa dentro del casco sirven para brindar comodidad y ajuste, no para proteger contra impactos.

El casco debe permanecer en su cabeza incluso cuando choca más de una vez, generalmente primero contra un automóvil y luego contra el suelo, o quizás contra arbustos o piedras en la ladera de una montaña. Por eso necesita una correa y una hebilla resistente. El casco debe quedar nivelado sobre su cabeza y cubrir tanto como le sea posible. Sobre todo, con una correa abrochada no debería poder quitarse el casco de la cabeza tirando o girando. Si se sale o se desliza lo suficiente como para grandes áreas de su cabeza desprotegidas, ajuste las correas nuevamente o pruebe con otro casco. Mantenga la correa cómodamente ajustada mientras conduce. Las mismas sujetan el casco, no el estabilizador trasero.

ESTÁNDARES

Una pegatina dentro del casco indica qué estándar cumple. Los cascos fabricados deben cumplir con el estándar de Seguridad de Productos de Consumo, así que busque una etiqueta de la CPSC. La norma F1447 de ASTM es similar. El estándar B-95 de Snell es más estricto pero rara vez se utiliza.

¿Cómo identifico que mi casco tenga certificación? Un casco certificado bajo esta norma debe tener una etiqueta cosida a la correa con un código de números y letras: Debe indicar que la certificación se realizó y el número código del país donde se hizo.

El ajuste no está certificado por ningún estándar, así que compruébelo usted mismo. Las viseras no se prueban para que no se rompan o se enganchen en una caída, por lo que usted estará solo.

spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

Lo último

spot_imgspot_imgspot_imgspot_img
- Advertisement -spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

Seguí viendo