Adiós Godard: un revolucionario del cine

Jean-Luc Godard recurrió al suicidio asistido en compañía de su Familia.

Jean-Luc Godard

El prestigioso cineasta, fallecido hoy, martes 13 de septiembre a los 91 años, recurrió a esta práctica autorizada: ”Jean-Luc Godard recurrió a la asistencia legal en Suiza para una muerte voluntaria. A raíz de múltiples patologías invalidantes según los términos del informe médico”, explicó Patrick Jeanneret, confirmando una información publicada por el diario francés Libération.

Su esposa Anne-Marie Miéville confirmó su muerte al final de la mañana explicando que había “muerto en paz en su casa rodeado de sus seres queridos”, en Rolle, a orillas del lago de Ginebra. No estaba enfermo, simplemente estaba agotado”, precisó una persona cercana a la familia al citado medio.

En Suiza está permitido el suicidio asistido.

Su cine

Su filmografía incluye 131 títulos como director (buena parte de ellos cortos y documentales) entre 1955 y 2018, en una larga y brillante carrera cinematográfica que incluye 76 nominaciones a premios, con 51 galardones.

Godard, nacido en París en diciembre de 1930, comenzó en el mundo del cine como crítico en la década de 1950 en varias revistas especializadas. Fue uno de los directores más provocadores del mundo en Europa, comenzando en 1960 con su ópera prima “Sin aliento”.

En paralelo, empezó a rodar algunas películas cortas, en las que tuvo como colaboradores a otros jóvenes como Éric Rohmer o François Truffaut, que iban a crear lo que se conocería como la Nouvelle Vague.

Entre 1988 y el año 2000, Godard emprende un trabajo solitario y monumental conocido como Historia(s) del cine, un esfuerzo épico de más de cuatro horas de duración, divido en capítulos y realizado en video en su casa-estudio de Rolle, que –a falta de un parangón estrictamente cinematográfico- fue comparado por la crítica con el Finnegans Wake de James Joyce, con En busca del tiempo perdido de Marcel Proust y con El hombre sin atributos de Robert Musil.

Tres imperdibles, de tantas

‘Al final de la escapada’ (1960)

Película fundacional de la ‘Nouvelle Vague’ e icono de la modernidad cinematográfica. Jean-Paul Belmondo es un actor retirado de cine admirador de Bogat. Tras robar un coche en Marsella para ir a París, mata fortuitamente a un motorista de la policía. Sin remordimiento alguno por lo que acaba de hacer, prosigue el viaje. En París, tras robar dinero a una amiga, busca a Patricia (Jean Seberg), una joven burguesa americana, que aspira a ser escritora y vende el New York Herald Tribune por los Campos Elíseos.

‘Banda aparte’ (1962)

La película que da nombre a la productora de Tarantino contiene escenas tan icónicas como el minuto de silencio, el baile en el bar o el recorrido por el Louvre en tiempo récord. El argumento funciona como gran resumen de los temas recurrentes de la ‘Nouvelle Vague’, los protagonistas comparten la pasión por la literatura criminal y se envuelven en un triángulo amoroso.

Le Livre d’image’  /El libro de la imagen/ (2018)

Una nueva muestra del cine de arte y ensayo, documental experimental, en el que el revolucionario director francés nos legó como última obra este desbordante desafío que tiene por sinópsis… «Nada excepto silencio. Nada excepto una canción revolucionaria».

Pueden encontrar más notas de CULTURA en #Diario10 siguiendo ESTE ENLACE

Comentarios
¿Qué opinas de esta nota?
  • Me gusta (0%)
  • Interesante (0%)
  • Útil (0%)
  • Aburrido (0%)
  • No me gusta (0%)