El rebusque, la economía informal al día

El bolsillo aprieta cada vez más. Ante una inflación en alza y la incertidumbre a pleno, el combo se completa con una economía en retracción que se materializa en un mercado laboral cada dia más chico que expulsa a trabajadores hacia una actividad informal para ganar el mango.

Las ferias, la venta callejera, son recursos de la economía informal para lograr llevar un peso más a casa. Foto: Gentileza.

La post pandemia, la crisis en la económica, la falta de trabajo, la inestabilidad en la vida de todos, provocó que muchos ciudadanos se volcaran a la economía informal. Había que reinventarse para poder llevar el pan de cada día a sus hogares.

En las calles se pueden observar más puestos con venta de verdura, frutas, tortas fritas, churros y otros puestos de venta callejera. Se trata del “rebusque” de miles de personas que, ante la adversidad deciden, día a día, trabajar para mejorar un poco la condición de su núcleo familiar.

Gustavo, vende churros en Roca, a $600 la docena. Antes era albañil. Señala que «es una fuente de trabajo, para mi, para la familia, es tener un alimento en el hogar. Noto mucha pobreza, mucha tristeza». Agrega además, «La gente de Roca es muy colaboradora siempre me han ayudado siempre me tiran una palabra de fe, de esperanza».

Gustavo era albañil, ahora vende churros para ganar un peso.

Cristina es empleada de casas particulares en Choele Choel. Vende tortas fritas desde hace 2 años, para tener un ingreso más de dinero en su hogar. «A mi me sirve mucho porque eso es lo que me ayuda a poder mantenernos, para alimentarnos, para vestirnos, para pagar cuentas, porque realmente los sueldos no alcanzan», destaca.

Las ferias son otra opción en la economía informal.

Crecen las ferias

Las ferias también son un espacio que han aumentado en los ultimos tiempos. Hay muchas familias que viven de lo que se genera en las ferias con las ventas de sus productos. Hay un movimiento permanente. Es gente que necesita trabajar, que viven de esas ventas. Muchas familias que perdieron la posibilidad de generar ingresos con un trabajo formal se vuelcan a este sistema de ventas.

«La gente trata de rebuscarse el mango, porque no queda otra, para poder vender y llevar el pan a la casa», asegura una feriante de Neuquen. Agrega además, «justo yo tenia un montón de ropa en casa, y bueno, a sacarle provecho a eso y estar acá, porque estás desde muy temprano hasta las 5/6 de la tarde, a veces, con frio, con lluvia, hay que estar».

«Para pagar las cuentas y para comer tenés que rebuscartelas, tenes que hacer algo», señala otra feriante. «Hay gente que vende alimentos y vas cambiando, o haces un trueque entre los feriantes, vas mutando, vas cambiando, traes, vendés, se compra algo, se vende o se cambia por otra cosa», destaca.

La economía informal es aquella donde las condiciones laborales no siguen un marco legal. Así, abarca una serie de actividades productivas donde los trabajadores no cuentan con derechos como vacaciones, compensación por tiempo de trabajo, indemnizaciones por despido, aportes jubilatorios, obra social, entre otros.

Ejemplos de economía informal

Algunos ejemplos de ocupaciones que pueden estar dentro de esta economía tenemos:

  • Trabajadores independientes: Algunas personas, por ejemplo, pueden dictar clases particulares a domicilio, pero no declaran dicha actividad.
  • Los espectáculos a la gorra. A menudo se producen formas espectaculares, musicales o circenses de economía informal en los semáforos o plazas públicas, como una forma de cautivar al paseante y pedir su ayuda monetaria.
  • Ambulantes: Comerciantes que ocupan lugares públicos, a veces de forma itinerante, para vender sus productos.

Otra variante 

También aumentó la venta de articulos usados via on line. Lo que antes era descartado o regalado hoy se intenta vender en plataformas o en las redes sociales. En un contexto recesivo e inflacionario, los ciudadanos reciban o no, aportes del estado, buscan realizar tareas informales para paliar la situación.

El pais incrementa el trabajo no registrado, sin aportes jubilatorios, ni obra social. El mercado informal lamentablemente crece y miles de familia solo pueden pensar en el presente, sin planificar el futuro. Sólo se subsiste.

Mirá el informe de Noticias 10

Comentarios
¿Qué opinas de esta nota?
  • Me gusta (0%)
  • Interesante (0%)
  • Útil (0%)
  • Aburrido (0%)
  • No me gusta (0%)