Las claves que da Harvard de cómo controlar el estrés

Se trata de un enemigo silencioso para la salud mental y física de los seres humanos.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Salud Mental (NIMH), el estrés es la forma cómo el cerebro y el cuerpo responden a cualquier demanda. “Cualquier tipo de desafío –como el rendimiento en el trabajo el colegio, un cambio importante en la vida, o acontecimientos traumáticos–; puede causar estrés”.

Su aparición crea en el organismo secreciones de sustancias como el cortisol, que en exceso genera un desequilibrio en el cuerpo e incrementa condiciones que ya se padecían como gastritis o migrañas. Puede generar otras nuevas como el insomnio, mialgias, además de enfermedades autoinmunes, cardiovasculares y metabólicas como la diabetes.

Por esta razón, cada vez son más los estudios realizados acerca de los efectos negativos del estrés en la salud mental y física humana. Por esta razón controlar los altos niveles resulta fundamental para el bienestar de las personas. Por ello, la reconocida institución estadounidense da algunos consejos para aliviarlo.

En este orden, Ann Webster, psicóloga del Instituto Benson-Henry de Medicina Mental y Corporal de Harvard explicó que “El estrés aumenta el azúcar en la sangre y puede empeorar la diabetes. Puede crear presión arterial alta y causar insomnio. También puede hacer que las personas se sientan ansiosas, preocupadas, deprimidas o frustradas”.

Lo anterior confirma lo recientemente publicado por Harvard en donde afirma que “El estrés puede crear presión arterial alta y causar insomnio. También puede hacer que las personas se sientan ansiosas, preocupadas, deprimidas o frustradas”.

El estrés hace que la glándula pituitaria aumente la producción de hormonas como la adrenalina y el cortisol.

Estrategias para el control del estrés

De acuerdo con la doctora Webster, el primer paso es identificar qué situaciones son detonantes del estrés: “Si sabe qué es lo que lo empuja, evítelo. Pero hay tensiones que tenemos que aceptar, por lo que debemos cambiar nuestras reacciones ante ellas”, explicó en la publicación.

Para esto, la psicóloga ofrece las siguiente recomendaciones:

  • Incorporar técnicas de relajación

La meditación, el yoga, el taichí, entre otras, ayudan a relajar el cuerpo y reducir la presión arterial alta, la frecuencia cardíaca y la respiratoria. Todos estos, indicadores que generalmente se elevan ante una situación de estrés.

  • Terapia cognitivo-conductual (TCC)

Este tipo de terapia debe ser asesorada por un profesional y su propósito es hacer que las personas tomen conciencia de los pensamientos negativos; para que pueden ser reemplazados por positivos. De esta forma, los individuos podrían aprender a controlar las situaciones que más les producen estrés.

  • Establecer metas

Para sentirse más tranquilo, la experta afirma que es importante tener propósitos en la vida persona profesional y también en los aspectos relacionados con los momentos de ocio. “Cuando las personas se fijan metas, tienen un sentido positivo de compromiso, sienten que tienen el control y son optimistas”, destacó. (FUENTE: SEMANA)

Comentarios
¿Qué opinas de esta nota?
  • Me gusta (0%)
  • Interesante (0%)
  • Útil (0%)
  • Aburrido (0%)
  • No me gusta (0%)