Cuéntame una historia, noche tibia

Ríen los amantes
nada más les importa
que entrar
en la divinidad
de sus cuerpos.
El aire y el universo los escuchan y los miran.
No tienen otra razón
más que habitar la vida
y explorar el corazón inconmensurable que los contiene.

Noche del alma

En la noche del alma
sonríen los amantes.
Porque nada más les importa
que sublimar sus cuerpos
en exploración.
Ellos son parte del cosmos
que en silencio los observa
sin más razón
que evolucionar
la naturaleza del amor
en la eternidad.

Nuevamente

Observo
en mi sombra
herirte
en la sangre
moverme
sutilmente
reír nuevamente
con mi nuevo lente.

Comentarios
¿Qué opinas de esta publicación?
  • Interesante (7)
  • Aburrido (3)
  • Impresionante (0)
  • Útil (0)
  • No me gusta (0)